September, 2006

El cartero de Lucía

September 27th, 2006 September 27th, 2006
Posted in Cartas...cartas... cartas...
4 Comments »

Tomado de Ciudadano M

Acabo de regresar de vacaciones y he encontrado una carta en el buzón, que ha hecho que se me saltaran las lágrimas… de risa. A mi sobrina Lucía, de 8 años, se le ocurrió enviarnos una postal y, como no tenía a mano nuestra dirección, optó por realizar una descripción pormenorizada de la situación de nuestra casa, que no tiene desperdicio.

En letra mayúscula, redactó unas indicaciones que ocupan ocho líneas en el sobre (ver foto) y que incluyen todo tipo de agradecimientos y buenos deseos para el cartero. Me hubiera gustado ver su cara cuando encontró tan singular carta y espero que le provocara la misma hilaridad que a nosotros.


Cuando hay problemas y demoras en el servicio de Correos, los carteros se llevan la peor parte. Por eso, en este caso quiero agradecerle el que se haya tomado la molestia de seguir las pistas de la niña para localizarnos y que la carta de mi sobrina haya llegado a su destino. Con una sonrisa, es mucho más fácil la vuelta al trabajo.

La pesadilla de Darwin

September 23rd, 2006 September 23rd, 2006
Posted in Cine
No Comments »


“La pesadilla de Darwin” tiene el mérito de explicar algo que no interesa a nadie, y el valor de seguir interesada en explicárselo a todo el mundo. Porque el foco de atención de este modélico documental no es otro que África, cuna olvidada de la Humanidad, destino turístico de los privilegiados, pero, sobre todo, despensa y vertedero de las potencias blancas de Occidente que la han sumergido en un pozo de pobreza, guerra, corrupción y marginalidad in secula seculorum. La imagen que devuelve el espejo inevitablemente molesto del subdesarrollo no podría ser más nítida: es la falta de escrúpulos de aquellos que continúan expoliando a los más débiles a través de un nuevo orden de colonialismo, pero también la connivencia de los que la aprueban y la indiferencia de quienes, finalmente, apartan la mirada hacia otro lado. Es algo que a nadie le gusta escuchar, pero que no por ello deja de ser menos cierto: el Primer Mundo vive bien gracias a que en el Tercer Mundo se vive muy mal. Y es esa responsabilidad compartida lo que, en última instancia, tanto nos cuesta digerir.

Read the rest of this entry »

Rancho de Z-Bar

September 20th, 2006 September 20th, 2006
Posted in Acertijos
No Comments »

Dorotea y el Dr. Oz están dando una vuelta porel rancho de Z-Bar, cerca de la ciudad de Strong Kansas. Está situado en la reserva nacional de Tallgrass Prairie y fue construido en 1881.
Pasados unos minutos, Dorotea entra en una gran casa de piedra, rodeada por once mil acres de tierra jamás arada, que constituyen el corazón de la pradera.

“Dr. Oz, ¿Por qué me trae aquí?”
“Este es uno de mis puestos de vigilancia secretos. El sr. Plex servirá como mi ayudante. He recogido varios animales y un clon de si mismo para un acertijo. Mira por ahí.”

Dorotea mira hacia fuera, y ve un redil de 6×6.

“Dorotea, imagina que todas las criaturas están colocadas en fila en un papel que puedes cortar con unas tijeras. Tu tarea es crear dos áreas, ambas del mismo tamaño y forma, para que las dos contengan un número igual de cada criatura.”

Videos

September 18th, 2006 September 18th, 2006
Posted in Música
No Comments »

Os traigo diferentes videoclips de diferentes grupos, de los que ya he escrito algo en ocasiones anteriores.

Este videoclip es de Balún, Be careful When you walk. Como era de esperar, increíble, en consonancia con su estilo musical. Y algo he oido de que tienen España en su agenda para el próximo año.

Los dos inferiores pertenecen a God is an Astronaut. Especialmente impactante me parece el primero, sobre todo la última parte con el efecto de la onda de calor nuclear… impactante.

God is An Astronaut

September 17th, 2006 September 17th, 2006
Posted in Música
No Comments »

…Dios es un astronauta, Oz está sobre el arcoiris y Midian está con los monstruos”. Pensábamos que podía sonar interesante. Nos representa de distintas formas: tiene esa cosa media sci-fi siniestra, suena atemporal y cercano al tipo de música medio apocalíptica que tocamos.

Musica irlandesa desde las estrellas

Cabriosos

September 16th, 2006 September 16th, 2006
Posted in Curiosidades
No Comments »

Hace mucho tiempo, se inició en Crisis Energética una discusión que se centraba en una comunidad imaginaria, Cabriosos. Suponiendo que el peak oil hubiese llegado (es más, el mundo ya estaría bajo los efectos del PO), se trataría de crear una comunidad autoabastecida y suficiente con respecto al mundo interior, haciendo énfasis en diferentes aspectos como Energía, Defensa, Colaboración entre miembros, Toma de Decisiones…

Tras participar con pocas y puntuales aportaciones, pensé que se trataba, a parte de un sano ejercicio mental, de una discusión muy enriquecedora, y que por el hecho de participar cualquier persona salía ganando. Así que se ha creado un Wiki de Cabriosos, en el que cualquier colaborador es bien recibido. De momento la parte técnica sale adelante, lo más importante en este momento serían redactores o cualquier persona con necesidad de aportar una idea.

Un saludo, y gracias a los que ya participáis.

Sobre la amistad…

September 16th, 2006 September 16th, 2006
Posted in Misticismos en la vida
No Comments »

Después de un largo verano sin dar señales de vida, y a todos aquellos que entrarían dentro de la categoría de saudades:

Soy consciente de que este año será, para una gran mayoría, el principio del fin. Tras una cantidad indeterminada de tiempo caminando juntos, compartiendo vivencias, llega un momento en el que los caminos, hasta ahora comunes, empiezan a separarse y cada uno se traslada a su propia autovía, a su propio sendero de sueños y proyectos por realizar, a su propio avance en la vida en solitario o con distintas compañías.

A todos aquellos de los que he aprendido algo, a los que he podido enseñarles cualquier novedad en sus vidas, a todos aquellos con los que he compartido momentos, muchas veces inolvidables, a todos aquellos de los que llevo parte de su ser bajo todos mis sentimientos; a todos los que han estado dispuestos a tender una mano altiva, con los que he compartido unos acordes musicales de la vida. A esa minoría dentro de una mayoría, tengo ganas, después de este verano, de daros un abrazo psicológico (el físico destrozaría mi reputación de duro norteño). Porque sé que en muchos casos, después de este ciclo académico, nuestras vidas seguirán caminos independientes en la mayoría de los casos, sin más contacto que cumpleaños, quizás fines de año y similares; y para evocar viejos momentos deberé efectuar un nostálgico viaje por la senda intimista de los recuerdos. Pero quiero deciros que me siento orgulloso de haberos tenido como compañeros, y sobre todo como amigos.

También quiero exponeros que este año, precisamente por ser el último trayecto de este viaje en tren, pienso demostraros desde el principio hasta el final lo mucho que habéis significado y significaréis para mi, y aprovechar a pesar de las obligaciones cada fragancia de segundo que pueda aspirar.

Con el paso de los años, uno se acostumbra a cambios drásticos en su soporte sentimental, y las lágrimas y el llanto muchas veces se intercambian por un cruce de manos, una última mirada cruzada o quizás un guiño cómplice. Pero ello en absoluto modifica el transfondo de la cuestión: os hecharé de menos el día que las cosas cambien. Y hasta que cambien, os demostraré con hechos el agradecimiento por la parte de vuestro ser que me habéis prestado.
Este no será el primer transbordo en nuestras vidas. A los que hace tiempo abandoné en su parada, dejé a la puerta de su nueva finca, os perdí en la casa fantasma, cogísteis el coche antiguo y perdimos por una razón u otra ancho de banda en nuestras líneas de comunicación: Os sigo hechando de menos.

A los que os conocí con más pena que gloria, a los que os preocupásteis más por vuestro bienestar momentáneo que por hechar una mano, a los que al término amistad soléis añadir el sufijo convenida, a los que fuísteis capaz de mirar a los ojos y simular una amistad y un cariño que sólo existió en vuestros sueños, a los que os habéis vendido por medio euro: nada. Me habéis enseñado en la mayoría de los casos lo que no quiero ser, y aunque tarde sé que debo mantenerme lejos de una relación venenosa. Vosotros mismos acabaréis poniéndoos en vuestro sitio.

No voy a poner ningún nombre porque cada uno alberga en el fondo de su corazón la categoría en la que está incluido. Y habrá quien no le importe.
Gracias

Nuevo teletrabajo

September 16th, 2006 September 16th, 2006
Posted in General
No Comments »

Hace un tiempo, realicé un casting de voz para una empresa, con la perspectiva de poder ir superando etapas en la larga escala del trabajo-basura. La semana pasada me confirmaron el puesto de trabajo. Desde casa, sin presiones jerárquicas, material sofisticado, salario competente, doblador (no confundir con doblador). Forma parte, junto con otras actividades, de mi reconstrucción como ser independiente y libre. Os adjunto unas fotos con el material que utilizo para el trabajo.

Preámbulo a las instrucciones para dar cuerda al reloj

September 11th, 2006 September 11th, 2006
Posted in Misticismos en la vida
No Comments »

Piensa en esto: cuando te regalan un reloj te regalan un pequeño infierno florido, una cadena de rosas, un calabozo de aire. No te dan solamente el reloj, que los cumplas muy felices y esperamos que te dure porque es de buena marca, suizo con áncora de rubíes; no te regalan solamente ese menudo picapedrero que te atarás a la muñeca y pasearás contigo. Te regalan —no lo saben, lo terrible es que no lo saben—, te regalan un nuevo pedazo frágil y precario de ti mismo, algo que es tuyo pero no es tu cuerpo, que hay que atar a tu cuerpo con su correa como un bracito desesperado colgándose de tu muñeca. Te regalan la necesidad de darle cuerda todos los días, la obligación de darle cuerda para que siga siendo un reloj; te regalan la obsesión de atender a la hora exacta en las vitrinas de las joyerías, en el anuncio por la radio, en el servicio telefónico. Te regalan el miedo de perderlo, de que te lo roben, de que se te caiga al suelo y se rompa. Te regalan su marca, y la seguridad de que es una marca mejor que las otras, te regalan la tendencia de comparar tu reloj con los demás relojes. No te regalan un reloj, tú eres el regalado, a ti te ofrecen para el cumpleaños del reloj.